Opinando sobre redes y filatelia

Crónica de ©F. Piniella
Hoy no voy a escribir sobre nada en concreto de la Filatelia Temática. Les voy a dar mi opinión, mi opinión personal, fruto de más de treinta años como coleccionista más o menos activo en exposiciones nacionales e internacionales. Seré eso si, muy breve.
Página web de FIP
última actualización ¡...hace 6 meses !
En la última ECTP en Alemania, estuve hablando con un comerciante español, residente fuera del país, que me reconocía algo que ya intuía, la mayor parte de los coleccionistas filatélicos actuales están en Internet, compran a través de eBay, de Delcampe, o de las páginas web de las casas más importantes, y no tienen mucho interés en acudir a las exposiciones; como mucho si les cae de cerca, y están interesados en algún exhibit de su tema o de su especialidad. Esa es la realidad, nos puede gustar o no, podemos intentar cambiarla o no. Y ahora viene la pregunta: ¿nuestros dirigentes federativos hacen algo por cambiar esto? - Mi opinión es radical: NO.
La mayor parte de las páginas de las federaciones nacionales, las de las Comisiones de la FIP o las páginas de las federaciones continentales, tienen una renovación de contenidos verdaderamente lamentable. Cinco, seis, siete meses... sin cambiar la página. Hay excepciones notables como la página de la FEPA y en menor medida la de FESOFI. Pero cuando ocurre una exposición a nadie se le ocurre colgar el palmarés hasta que han pasado días, semanas,... No se utilizan las redes sociales, salvo excepciones, como ocurrió con la exposición de New York'2016, porque lo normal es que los dirigentes federativos, la mayor parte de ellos de edad avanzada ni si quiera tienen perfiles abiertos en la red. En los grupos de Facebook se mueve mucha información que en otros sitios no existe, contactos entre filatelistas, incluso en los blogs como este o en otras páginas como Afinet. La pedagogía filatélica ha dejado la epístola por el correo electrónico, por el inmediato whatsapp o el mensaje privado de las redes. Hoy las colecciones escaneadas corren por internet. Se escribe en Panamá un artículo y a las pocas horas ya todo el mundo lo está leyendo en La Lupa. Ese es el presente y parece que nuestra gerontocrática cúpula filatélica no se entera.Las exposiciones no se hacen populares, exponer en una exposición FIP puede costar entre los gastos de panel, de comisario, etc., una cantidad cercana a los mil euros, si te desplazas entonces ya ni te cuento, para colmo, como decía yo el otro día en las redes sociales, una cena de palmarés de más de ciento cincuenta euros asusta al más entusiasta. El coleccionista paga a pesar de ser el verdadero protagonista de una exposición. No creo que la filatelia desaparezca a corto plazo, pero a medio plazo se puede convertir en una afición minoritaria y elitista, y será más minoritaria si no se usan los medios de comunicación que tenemos. Ya la mayoría lee la prensa a través del ordenador o del móvil, ese es el camino y si los que tienen la posibilidad de cambiar esto no lo hacen pues mal vamos. Espero sus puntos de vista comentando el artículo. Gracias.

8 comentarios:

Francisco José Morro Marti..........Correo .... xisco-m @ hotmail.es dijo...

Hola.

Ante todo Felicidades por este artículo en el que comentas muchas verdades, ahora bien, yo no creo que a medio o largo plazo la filatelia se convierta en una afición minoritaria o elitista, simplemente se está reubicando.

Me explico... hace unos años en que el intercambio epistolar era el normal de comunicación, pues todo el mundo veía sellos y de una manera u otra los recogía y guardaba, el primer paso y principal del coleccionismo, luego uno se lo tomaba con más interés y pasaba a coleccionista de sellos de verdad, eso ocurría en cada casa, en cada familia donde quizás hasta eran varios miembros los que los recogían, es decir que había multitud de gente interesada en esos papelitos de colores y de una forma u otra podríamos decir que eran coleccionistas interesados.

Hoy en día ya no se ven cartas como comentas y menos aún con sellos, por tanto para iniciarse a de ser que uno los vea de otro amigo o simplemente le llamen la curiosidad por cualquier causa y se dedique a recogerlos y coleccionarlos sin haber tenido antes un contacto con ellos. Esto último es lo que ocurre con cualquier tipo de coleccionismo, bien sean figuras de Star Wars, chapas de Coca-cola o palillos que también los hay por poner unos ejemplos.

Yo no creo que el coleccionismo de sellos sea minoritario o lo llegue a ser ante otros tipos de coleccionismo. Creo que seguirá siendo una forma de coleccionismo puntero entre todos, lo que pasa eso si, es que hay y habrá muchos menos que ahora. Seguramente estábamos muy mal acostumbrados.

Saludos

Anónimo dijo...

Has anybody seen the palmares of Finlandia 2017 on the web ? ; No !
I hope that philately will change...
Jo

Anónimo dijo...

Te felicito, Paco, por coger al toro por los cachos como decimos en Panamá . Estoy totalmente de acuerdo contigo. Y lo lamento mucho porque soy una que descubrió la filatelia muy tarde y no querría que lo que planteas sucediera. Pero la situación en América es aún peor: sin tradición filatélica, sin apoyo de los Correos, costos cada vez más prohibitivos, total desinterés gubernamental y muy pocos interesados en exhibir sus colecciones, no digamos ya competir, el futuro de la Filatelia se muestra cada vez más lúgubre. La filatelia ya se ha convertido en un pasatiempo elitista y costoso. Además del desfase entre los dirigentes federativos a nivel superior y la realidad tecnológica que nos supera. Lástima. Muchos saludos.
Marcela

Identidad Colorada dijo...

Vamos a un coleccionismo tipo arqueológico jajajaja. Muy bue artículo.

Juan R. Pidre Bocardo dijo...

Estimado colega, te felicito por el bog y el articulo. Refleja puntos que en multitud de ocasiones he pensado yo mismo.
Esta claro que hay que adaptarse al contexto (primera norma para subsistir y evolucionar....cono decimos los biologos).
La filatelia, como otras tantas cosas, se tiene que ir reinventando si quiere sobrevivir a los tiempos. Y eso por supuesto no es renunciar a lo que es, sino adaptarse a los tiempos.
Hoy, lamentablemente, si no estas en las redes sociales parece que no existes....pues habra que hacerlo y cuanto antes mejor.
Un saludo a todos los amigos de aficion.

Enrique Pérez Martínez dijo...

Amigo Piniella:
Estoy totalmente de acuerdo con tu artículo de opinión sobre redes y filatelia, y sobre todo lo que opinas, la mayor parte de los coleccionistas filatélicos están en Internet, porque, por la compra a través de las casas que están en la web, pues tengo que comentar que para mí, todo esto tiene un sentido.
Se está perdiendo la esencia de la filatelia, el contacto personal que existía en las exposiciones, el reencuentro con los amigos filatélicos, comerciantes, etc. Tu bien dices que vamos mal, y que por parte de quienes tienen la posibilidad de cambiar no lo hace, peor me lo pones.
Hace algún tiempo, el amigo J.A.Gandara, comentaba en este mismo Blog, “que sin coleccionistas no existen exposiciones”, y dejaba muy claro el coste que le supone a un filatélico participar en una exposición, (Inscripción, desplazamiento, envío de la colección, hotel, cena de palmares, etc). Y nos preguntamos, ¿Qué recibe el expositor?. Un detalle que muchas veces su importe representa un 15% ± del importe de la inscripción. En los corrillos filatélicos de las exposiciones se hace este tipo de comentarios, así, como de ese personal que revolotea durante la exposición a gastos pagos, sin hacer nada.
Entonces tenemos que reflexionar !cada vez existen menos expositores y los que exponen lo hacen a través de los Comisarios, no asisten al recinto de la exposición con lo cual los comerciantes, no le es rentable desplazarse.
Sobre la pregunta que haces amigo Piniella de; ¿nuestros dirigentes federativos hacen algo por cambiar esto? Mi opinión es mucho más radical NO LES INTERESA.

Anónimo dijo...

Hola
Ocurre que a algunos facebook nos aburre soberanamente. Así que solo entramos de vez en cuando, y si pudiéramos, no tendríamos ni cuenta.
Saludos

Paco Piniella dijo...

El artículo es una reflexión crítica general (nadie se de por aludido) y con una hipótesis clara, si la filatelia no se adapta a los tiempos quedará condenada al ostracismo de una afición de élites, escasa y de edad avanzada. Hay mucha gente que trabaja porque esto no sea así, como las comisiones de Juventud de todos los países, y hay gente que trabaja intentando comunicar y difundir como puede. Pero hay que hacer más. No es cuestión de facebook o de un blog, es cuestión de COMUNICACIÓN, de llegar más lejos de lo que ahora llegamos. Gracias por los comentarios.